domingo, 30 de enero de 2011

¡ MARCHANDO OTRA DE REMOJÓN DE CÓNCHAR !

Localidad de Cónchar, como punto de origen y destino, de esta circular de hoy con "doble motivo" por el Valle de la Alegría
*
Mapa sobre la ruta realizada.
*
Perfil y altimetría de la ruta
* Para descargar el track de la ruta pinchad en el enlace habilitado al final de la entrada.
Iniciamos la ruta de hoy en la localidad de Cónchar; población que junto con la de Cozvíjar forman el municipio de Villamena. Aquí la torre de su iglesia parroquial dedicada a San Pedro.
*
Y aquí, parte de la fachada principal de su iglesia
*
Placeta de Dúrcal, muy próxima a la Iglesia parroquial de esta localidad de Cónchar y en donde se encuentra ubicado el Bar "La Rosa", a quien nuevamente saludamos y quedamos para la vuelta; a la hora en punto del remojón. Comida estrella más que casera, y que ya le habíamos encargado previamente por teléfono (958 777102); ya que, como el bar es muy pequeño, éste suele ser el procedimiento más recomendado.
*
Y allá a lo lejos, el viento echándole esa mano tan desinteresada al hombre...
*
Y callejeando y callejeando que salimos de Cónchar con esta dirección y rumbo
*
Y todo de momento, cuesta arriba que vamos y jipando...
*
Grupo de aerogeneradores ahora al contraluz y a favor de la corriente
*
Primer desvío con el que nos topamos: a la izquierda, el que nosotros tomamos, tras ese enorme  pino guía como referencia.
*
Y el almendro ( Prunus dulcis ) en flor, como color y olor dominante
*
Por aquí, por el Valle, como a primavera recién abierta
*
Y formando ya parte del paisaje, como vemos...
*
...y podemos comprobarlo al natural
*
Y aquí, punto más elevado de la ruta
*
Y ahora...hacia la otra cara; y de momento, todo cuesta abajo y más que "almendrados" como el buen turrón casero...
*
Y con el embalse de Béznar como referencia más reluciente. Al fondo tenemos la Sierra de Lújar con su cumbre recientemente nevada
Y ya tenemos a Restábal a un tiro de piedra
*
Y de almendro en almendro que me llevo el blanco en el recuerdo
*
Y algo de la otra pequeña flora que nos salía al camino como detalle
*
Y Restábal ya como al alcance de la mano
*
Aquí, cruzando el río Santo o de las Albuñuelas; que, unos metros más abajo, se hermana con el río Dúrcal; abasteciendo, en corto recorrido desde aquí, al cercano embalse de Béznar .
*
Y tras hacer una pequeña parada en Restábal, abandonamos esta localidad por la carretera asfaltada que va hacia Melegís, con dirección inmediata hacia el Puente de Restábal, de dos ojos, y que se construyó para salvar el cauce del "río Grande" tras la unión del río Dúrcal, una vez incorporado el río Santo, Saleres o de las Albuñuelas; y que un poco más abajo, con la icorporación del río Torrente, dan nombre, en caudal y forma al río Ízbor.
*
...tomando el GR-7, camino de Melegís, pero sin llegar hasta el mismo
*
GR-7, pero qué pasada !
*
Caminando entre naranjos...
*
... y limoneros...
*
...GR7, que volveremos a vernos !
*
Aquí, con más detalle, la estrella del Valle: la naranja.

Gustoso fruto, más que agradecido, llamado hespéride, y que se obtiene del naranjo dulce ( Citrus sinensis ); árbol perteneciente al género Citrus de la familia de las Rutáceas, y cuya pulpa, que se encuentra distribuida en numerosas vesículas llenas de jugo, es muy rica en vitamina C, flavonoides y aceites esenciales.
Y hacia el río Dúrcal que bajamos ahora...
*
...para cruzarlo por este puente que vemos, y que aparece en el mapa de la ruta como "el de Restábal" (que no es, está claro, el comentado más arriba, el de los dos ojos, y que hay a la entrada al pueblo, salvando la unión de los ríos) . Porque...lo de cruzarlo "al remojón", pues que, nada de nada, que nos gusta más el que nos estaba esperando en Cónchar
*
Y tirando un poco de objetivo, aquí tenemos el Castillo de Murchas o de Lojuela. Más bien lo que queda de él, digamos, y con ese telón de fondo de nuestro llamado progeso.
*
Y monte arriba que cambiamos de paisaje ahora, dejando los cítricos más abajo con ese clima tan especial de calidez más humedad constante, y volviendo de nuevo al propio y puro del almendro
*
Porque ahora tocaba subir y a pie de piedra
*
 Mientras íbamos disfrutando del paisaje como recompensa de este Valle de la Alegría con un clima más que peculiar y tan apto para el cultivo tanto de los cítricos, de la vid, del almendro, del olivo, de los subtropicales y de ese sin fin de hortalizas y frutales.
*
Vistas aquí, hacia atrás sobre la marcha del camino: embalse de Béznar destacando; así como algunas de sus poblaciones más cercanas: arriba-fondo, la de Pinos del Valle; abajo-centro, la de Melegís.
*
Y a nuestra derecha, hacia arriba, Sierra Nevada como telón de fondo y esa buena mano de blanco como referencia
*
De nuevo conectando con el carril de ascenso
*
Tirando un poco de objetivo, arriba el Pico del Caballo con más detalle y el más meridional de los "tres miles" de nuestra querida Sierra Nevada
*
Y de nuevo Cónchar a la vista
*
Nuestro plato estrella de hoy: el remojón y toda su compaña. Muchas gracias de nuevo, Rosa.
*
¡ MARCHANDO OTRA DE REMOJÓN DE CÓNCHAR !

De nuevo apuntamos hacia tierras del Valle de Lecrín o Valle de la Alegría, para realizar esta circular que comenzamos como siempre en Cónchar, hoy con dirección Restábal, para volver a aquel primer  municipio. Localidad ésta, la de Cónchar,  que junto con la de Cozvíjar forman la unión administrativa de Villamena, perteneciente a la  Mancomunidad de Municipios del Valle de Lecrín. Y ya son unos cuantos años los que repetimos, "remojándonos" de esta manera.
Para todo aquel que no conozca el significado exacto, el referente al título de esta entrada  como ruta más que recomendada, os la sugiero de todas todas. ¿ En dónde ? Sin pérdida alguna, y más que gustosamente, en el Bar "La Rosa", ubicado en la Placeta de Dúrcal, en pleno centro de Cónchar.
Nuestro menú en la lista de favoritos: remojón de primer plato, puchero de hinojos, con "pringailla" incluida de segundo, flan de la casa como postre y un buen caldo del lugar como acompañamiento. Eso sí, como el bar es pequeño, pues tendréis que reservar por anticipado (958 777102). Y que conste que no es hacerle la más mínima de las propagandas, os lo aseguro. Eso sí, todo basado en una estupenda comida casera.
Pero bueno, y volviendo al camino de los pasos, que para ir abriendo ganas, se recomienda antes un poco de caminata para merecerlo.
Y así, y por aquí, que nos encontramos de nuevo con tal fin y dispuestos al ataque, pero con esta nueva variante sobre años anteriores: la no caminata, en la subida o bajada, a gusto del consumidor, como hemos hecho  en visitas anteriores, junto al curso del río Dúrcal como deleite, ya que los senderos, puentes de madera y cañaverales, a lo largo de este hermoso trazado, se han perdido por las sucesivas riadas y sin duda alguna  que hay que cruzarlo en varias ocasiones en tal caso. Y el río Dúrcal llevaba bastante agua como para andar saltándolo.
Destacando en el mismo, a modo de  recordatorio, aguas abajo desde Cónchar: el fabuloso cañón, en dolomías alpujárrides, que ha excavado el río Dúrcal a lo largo del tiempo, y que por su baja cota es muy propicio para el flujo de las aguas subterráneas; y cómo no, el paso junto a la Acequia de los Arcos, de época romana.
Pero bueno, esperemos que todo esto tenga arreglado inmediato y volvamos a caminar por este bello tramo del sendero y que transcurre junto al mismísimo cauce del río.
Mientras tanto, y echando de menos toda esa vegetación ripícola, que nos deleitaba como añadidura, sirvan estas cuantas instantáneas de la presente como prueba y muestra de nuestros pasos, alegría del caminar,  y de la gastronomía tan rica de nuestra tierra. Que nos vemos y hasta la próxima.
*
- Itinerario: Cónchar, Restábal, Cónchar.
- Duración: 4 h.
- Dificultad: baja
- Trayecto: circular
- Distancia del recorrido: 13,5 Km.
- Desniveles: ver perfil y altimetría de la ruta.
- Número de participantes: 11
- Agua: llevar

Descargar el track de la ruta:

No hay comentarios:

Publicar un comentario